Adviento y Asamblea en nuestra Iglesia diocesana

Fidel Herráez Vegas (Arzobispo de Burgos)

gil hellin

Celebramos hoy el tercer domingo de Adviento y la liturgia nos anima a seguir caminando con alegría al encuentro del Señor, que viene para nosotros, en la cercana Navidad. «Alegraos siempre en el Señor; nos dice el apóstol Pablo, os lo repito, alegraos... El Señor está cerca» (Flp 4,4-5).

Al empezar este Adviento os invitaba a vivirlo personalmente y en clave eclesial, como comunidad diocesana, conformando los Grupos de Asamblea para hacer juntos el camino de conversión que nos proponemos, buscando una Iglesia más comprometida con el Reino que Dios viene a traer a la tierra. Hoy quiero abundar en este tema de la Asamblea, porque constituye un auténtico signo de esperanza para nuestra diócesis, un verdadero Adviento; y porque después de la etapa de preparación de estos últimos meses, ya está a punto de cruzar un umbral de gran importancia: los Grupos de Asamblea comenzarán su trabajo después de las fiestas navideñas.

Continuar leyendo

Evangelio del domingo, 15 de diciembre de 2019

Tened paciencia. El labrador aguarda paciente el fruto valioso de la tierra mientras recibe la lluvia temprana y tardía» (2.ª lectura: Santiago 5, 7-10). Es el consejo que da Santiago a los suyos. Y nos viene como anillo al dedo, pues a nosotros nos gustaría que se notase más la acción de Dios. Nos gustaría que los sueños de Isaías se cumplieran ya (1.ª lectura: Isaías 35, 1-6a.10). Pero la acción de Dios no es así. «¿Eres tú el que ha de venir o tenemos que esperar a otro?», preguntan a Jesús. Nosotros nos preguntamos: ¿esperamos a otro o somos capaces de aceptar a Dios tal y como es? Nos sirve muy bien la respuesta de Jesús: «Id a anunciar a Juan lo que estáis viendo y oyendo: los ciegos ven y los inválidos andan; los leprosos quedan limpios y los sordos oyen; los muertos resucitan y a los pobres se les anuncia la Buena Noticia. ¡Y dichoso el que no se sienta defraudado por mí!» (Evangelio: Lucas 11, 211).

¿Nos defrauda Jesús porque queremos que la presencia de Dios sea avasalladora, fulgurante? Lo primero de nuestra fe es abrir el corazón, aceptar a Dios como se muestra en Jesús. ¡Ten paciencia, Señor, con nosotros!

Continuar leyendo

Día de la Inmaculada Concepción

Fidel Herráez Vegas (Arzobispo de Burgos)

gil hellin

En medio del camino del Adviento, como estrella que alienta y acompaña nuestra esperanza, hoy nos encontramos y celebramos con gran alegría la festividad de la Inmaculada Concepción. Contemplamos agradecidos a María madre de Dios y madre nuestra, que camina con nosotros hacia la Navidad, porque en Ella se encarnó y se nos dio Jesucristo, Vida, Luz y Esperanza de la humanidad y de la historia. Y hoy, en esta solemnidad de la Inmaculada, una de las fiestas de la santísima Virgen más bellas y populares, la Iglesia nos invita a festejar a Santa María llena de la gracia de Dios desde su concepción. Esta es la fe de la Iglesia: Que la Virgen María, Madre de Jesús y Madre nuestra, no fue alcanzada por el pecado original sino que, desde el primer instante de su concepción, estuvo libre de todo pecado.

Continuar leyendo

Evangelio del domingo, 8 de diciembre de 2019 - Solemnidad de la Inmaculada Concepción de la Virgen María

Hoy es segundo domingo de Adviento. Pero en España se celebra la Solemnidad de la Inmaculada Concepción, por una gracia especial que la Santa Sede nos ha concedido a petición de nuestra Conferencia Episcopal. Resultaba difícil, porque los domingos de Adviento tienen un rango especial dentro del Año Litúrgico. Pero España es “la tierra de la Inmaculada”, la tierra de la Purísima. Esta tarde lo proclamará una vez más el Papa, cuando vaya al monumento de la Inmaculada en Roma, junto a la Embajada de España.

Seguramente que el papa Francisco pensará que fue España la que llevó el amor a la Inmaculada a su tierra argentina y a toda Hispanoamérica. Porque España se adelantó varios siglos en proclamar que María fue librada del pecado original que todos contraemos por el hecho de ser engendrados. Se adelantó también en su celebración. Aquí se celebró con un fervor extraordinario desde el siglo XIV, mientras que hubo que aguardar al XVIII para que el Papa Clemente XI la hiciera obligatoria en toda la Iglesia y un siglo más para que el papa Pío IX sancionara que María fue preservada del pecado original desde el primer instante de su concepción, en previsión a los méritos de la muerte de su Hijo.

Continuar leyendo

Adviento, tiempo de espera y de esperanza

Fidel Herráez Vegas (Arzobispo de Burgos)

gil hellin

Anunciad a los pueblos y decidles: «Mirad, viene Dios, nuestro Salvador». Estas palabras las proclama toda la Iglesia en la liturgia de las vísperas del primer domingo de Adviento, que celebramos hoy. Comienza un nuevo año litúrgico y desde el principio se nos invita a renovar el anuncio de la salvación a todos los pueblos. La expresión «viene» está escrita en presente. No estamos ante un hecho que ya ocurrió o que está por venir. Dios viene aquí y ahora, en cualquier momento Dios viene. Viene a nuestra vida y, a través de nosotros, quiere seguir entrando en la historia de la humanidad. Adviento es el tiempo litúrgico que nos invita a preparar la Navidad. Es un tiempo de espera y de esperanza. Pero más que un tiempo tiene que ser una actitud.

Continuar leyendo

Parroquia Sagrada Familia